Si te dejas perder por el casco histórico, fíjate en las puertas de las casas, que aún conservan sus antiguas puertas divididas en horizontal y ventanales tintados en azul celeste, un truco que utilizaban para ahuyentar a los malos espíritus


Si buscas un ambiente más fresco para tu ruta estival, Culla es una opción perfecta dentro de la provincia de Castellón. Ubicada en el Alto Maestrazgo, podrás disfrutar de todo su entorno, repleto de barrancos, cuevas y simas, además de un encanto medieval presente en todo el municipio.

Cuando vayas acercándote, desde la carretera podrás ver cómo la localidad, que perteneció a la Orden del Temple allá por 1303, se alza sobre un pequeño promontorio. Aún resisten los vestigios de su castillo y su muralla, con los primeros datos de construcción ya en el siglo X y con una intensa historia de leyendas de otros tiempos.

Si te dejas perder por el casco histórico, fíjate en las puertas de las casas, que aún conservan sus antiguas puertas divididas en horizontal y ventanales tintados en azul celeste. Un truco que utilizaban para resaltar sobre las fachadas de piedra. Hay quien también cuenta que utilizaban esta pintura para ahuyentar a los malos espíritus y a las almas errantes.

En el carrer Pla (calle Llana) y sus calles adyacentes también verás cómo algunas viviendas aún conservan las anillas que utilizaban para atar a los mulos (o matxos en valenciano).

VISITA OBLIGADA A LA ANTIGUA CÁRCEL DE CULLA

Para completar tu visita a esta pequeña localidad, tampoco puedes perderte la antigua cárcel, situada bajo el mirador el Terrat. En este antiguo granero del comendador de la Orden de Montesa encontrarás grilletes en una de sus paredes y marcas de los presos que fueron encerrados en las guerras carlistas.

Tampoco te pierdas otras opciones interesantes, como el parque del antiguo cementerio o el antiguo hospital, este último rehabilitado hace casi 25 años. Interesantes son también la torre de Frare Pere, la puerta de entrada a la Barbacana del Castillo y el observatorio astronómico.

Entre los monumentos religiosos no te olvides de visitar la iglesia parroquial del Salvador, el patrón del municipio; la ermita de San Roque, del siglo XVI; y la ermita de San Cristóbal, construida a finales del siglo XVIII.

Si te mueves por el término municipal de Culla, uno de los más extensos de la provincia, encontrarás parajes de ensueño, con el río Molinell y el río Montlleo cruzando algunos de sus terrenos más idílicos.

NO TE OLVIDES DE VISITAR…

Encontrarás el parque minero del Maestrat en el paraje de la Fontanella, con unas vistas impresionantes de toda la comarca del Alt Maestrat. Para poder visitar su interior tendrás que pedir cita previa, en la que verás de primera mano cómo funcionaba esta industria minera subterránea, recorrerás sus galerías y conocerás cómo vivían los trabajadores de este emplazamiento, con un incalculable valor histórico y geológico.

FICHA DE CALIDAD:
NOMBRE COMPLETO
Culla,  Mágica y Medieval
UBICACIÓN
Provincia de Castellón, en la comarca del Alto Maestrazgo.
ESPECIALIDAD
Es una de las localidades con más contenido masón por metro cuadrado, donde podrás hacer la ruta templaria que recrea detalles de misterio y de leyenda.
PUNTO FUERTE
Visita al parque minero del Maestrazgo y senderismo.
A MEJORAR
Su pequeño castillo, en la cumbre del pueblo, está en ruinas. Actualmente en proceso de restauración.
0 Me gusta